lunes, 10 de julio de 2017

Frente común municipal contra el Fracking


Comunicado de Prensa
Murcia, 10 de julio de 2017

Satisfacción por la unión de varios ayuntamientos para actuar unidos frente a la amenaza del fracking

La Plataforma “Cuenca del Segura libre de Fracking” muestra su satisfacción por la decisión de los ayuntamientos de Calasparra, Cieza, Jumilla y Hellín de firmar una declaración institucional conjunta para solicitar en la Asamblea Regional de Murcia la promulgación de una ley contra la fractura hidráulica.

El pasado 4 de julio, alcaldes y representantes de los ayuntamientos de Calasparra, Cieza, Jumilla y Hellín firmaron una declaración institucional contra el fracking [1] . Los cuatro municipios están afectados por el área de prospección del permiso "Leo", del que es titular la compañía Oil & Gas Capital, empresa que sigue adelante con su objetivo de realizar un primer sondeo exploratorio, lo que supone un serio riesgo de que se inicie el uso de la fractura hidráulica en nuestra región.

Sin embargo, desde la Plataforma añaden que "no debemos olvidar que en la región de Murcia, además de "Leo", hay varios permisos más de prospección que afectan a las comarcas del Altiplano y Noroeste. Se trata de Aries 2, Escorpio y Acuario".

Por esta razón, desde la organización muestran su satisfacción por el hecho de que "los ayuntamientos empiecen, como venimos demandando desde hace tiempo, a trabajar juntos, pero creemos que este frente debería abrirse e incorporar al conjunto de municipios afectados por el fracking, en aras de una mayor efectividad ".

Desde la Plataforma insisten en la importancia de "trabajar unidos en la construcción de un frente institucional, en el que estén representados todos los ayuntamientos afectados, y desde el que se impulse estrategias para parar el fracking"

La Plataforma CSLF se ha dirigido a los ayuntamientos de la región afectados por los permisos.

En ese sentido esta semana la Plataforma se ha dirigido por escrito a alcaldes y  grupos municipales del resto de ayuntamientos de nuestra región afectados por el fracking (Abarán, Moratalla, Cehegín, Caravaca de la Cruz Bullas y Yecla).

En el documento (se adjunta a esta nota de prensa) se pide a los responsables políticos de las corporaciones que, a través de sus respectivos plenos, se sumen a la Iniciativa Legislativa Municipal (ILM) presentada por Cieza, contribuyendo así a la configuración de un frente institucional amplio contra el fracking.

Por último, desde la Plataforma concluyen que si "entre todas y todos consolidamos este frente institucional y social, construyendo herramientas que entorpezcan el fracking, como esta Iniciativa Legislativa Municipal, apoyada e impulsada por instituciones y ciudadanía, dispondremos de un escudo sólido que nos proteja de futuras amenazas"




[1] Alianza contra el fracking. Cieza.es (06/07/2017). Enlace:

La Plataforma Cuenca del Segura Libre de Fracking es una organización formada por ciudadanas y ciudadanos de los municipios de las comarcas afectadas por los permisos de prospección, y que cuenta con el apoyo de más de una veintena de organizaciones sociales, políticas y sindicales diferentes.



viernes, 30 de junio de 2017

Extremadura: Naturaleza e Historia se dan la mano

                     Una ciudad monumental, cargada de Historia, ha sido la última estación de una grata sorpresa que la vida me tenía reservada. Acudí raudo, lo pensé, pero la decisión no tardó ni una hora en concretarse. Se trataba de acudir a un lejano pueblo en cuyo Instituto de Secundaria habría de suplir a una profesora de Biología y Geología mientras ella estuviese de baja. En dos ocasiones me he referido a ese lugar: Breve mosaico biográfico y Una anécdota. Hervás es el pueblo que ambas referencias aluden. Impensables lugares que acojo de por vida en mi corazón, ahí quedarán, imagino que volveré, sin duda, lo suelo hacer cada vez que un lugar me llega al alma, y en esta ocasión, Hervás, Calamonte, Mérida, extremeños ellos, son espacios humanos y geográficos de los que jamás podré olvidarme. Ésto, que para mí es todo un mundo de sensaciones, de emociones, entiendo que para una mayoría supondrá una pequeña boutade  que, seguramente, provoque cierta hilaridad en algunas personas.
                     Lo cierto es que, como ya comentase en mi anterior entrada, Una anécdota, esta experiencia con chicas y chicos adolescentes, que en aquellos años, del 91 al 93, aún eran del antiguo BUP y COU, y ahora de ESO y 1º y 2º de Bachiller, ha sido muy gratificante.
                     Acabamos de llegar de Mérida, el día toca a su fin, estamos a 30 de junio, mi blog jamás dejó pasar un solo mes, desde 2008, sin publicar alguna reflexión, y antes de que el 1 de julio nos coja de improvisto y la mella quede inserta, os dejo algunas de las fotos que Mérida me dejó tomarle y, en todo caso, me permito lanzar la sugerencia de que no dejéis de visitar esa preciosa región, Extremadura, en la que Historia y Naturaleza convergen para ofrecer a sus visitantes imágenes e improntas humanas dignas de ser vividas in situ, no os la perdáis.

Templo de Diana
Ayuntamiento de Mérida
Mosaico expuesto en el museo nacional de arte romano
Museo Nacional de Arte Romano de Mérida
El Guadiana desde el puente Lusitania

Pórtico del Foro

Pajarera junto al Lusitania

Pajarera bajo el Lusitania
Teatro romano
Emérita Lúdica, representación junto al Templo de Diana
Emérita Lúdica, representación en el Templo de Diana

lunes, 29 de mayo de 2017

Breve mosaico biográfico, y II (Una anécdota)


                                        Circunspecto, taciturno, al tiempo que optimista e ilusionado, dos o tres tardes por semana, se acercaba a sus entrañas. Saludaba a la entrada, la principal, la del museo, a las chicas que, sentadas tras una mesa, muy amablemente, lo recibían con una agradable y reconfortante sonrisa, para seguir su marcha internándose en la prolongación que el antiguo y monumental edificio sufriera, con muy buen criterio arquitectónico, para alojar la Biblioteca Pública del pueblo al que llegó dos meses atrás.  Enfilaba la alargada y estrecha estancia, bajando una corta escalinata, tras de la cual, a la izquierda, una primera dependencia de estantes, repleta de libros, con mesas centrales en las que reposan los periódicos del día, se aloja en la parte antigua del edificio; una furtiva mirada deja paso a la antaño salida del edificio, que no es sino la entrada, allí donde ofrece un nuevo saludo al joven bibliotecario, que, al igual que las chicas de la entrada, denota en su saludo amabilidad y generosidad infinitas. Este trecho es el que, por su fisonomía, da a entender la prolongación arquitectónica mencionada: un largo pasillo, con mesas de cuatro, pegadas a unas cristaleras, tras de las cuales se contempla un precioso jardín, en el que unos olmos destacan sobremanera; algún que otro cedro, algún taray, setos de tuya, incluso adelfas, conforman, junto a otras ornamentales especies, la cobertura botánica de este agradable espacio abierto. No obstante, antes de abandonar la histórica villa que le ha acogido, aún descubre pequeños detalles: entre otros, que la galería donde se sitúan las mesas junto a la cristalera, fuese en su día una caballeriza; o que el pomposo jardín, no sólo comprende el espacio delimitado, según creía, por la biblioteca, sino que se continúa hacia la zona desde la que se ofrece información a los visitantes de la villa: la oficina de turismo.
                                  Pero estas estancias descritas no han sido sino las que delimitaron su presencia esporádica, desde donde, haciendo uso de las llamadas nuevas tecnologías, se conectaba con el mundo exterior, con la familia, con los amigos.
                                     El grueso de actividades, aquellas que le trajeron a semejante lugar, le han tenido ocupado, de mañana, en un centro educativo de secundaria, que lleva el nombre del valle y del río que delimita a la comarca de cuyos pueblos eran los alumnos a los que atendía diariamente.
                                  Cuando estas palabras se van imprimiendo sobre la hoja en blanco, la posibilidad de que su partida no sea mas que de población, sin dejar de realizar, por un pequeño periodo más, la mencionada actividad, en otro lugar por determinar, está abierta, por poco tiempo, de hoy para mañana, pero esa luz sigue viva a esta hora.
                                   Sea como fuere, lo vivido, forma parte de un resurgir vital: resurgir no incluido en los esquemas inmediatos de su futuro, hasta que, el pasado 21 de marzo, fuese informado de que esta posibilidad relatada existía, y todo dependía de la energía y fortaleza que en esos instantes tuviese a mano. Y bien que acertó con su decisión, y bien que se armó de valor y determinación, convirtiendo este periplo en un revulsivo de las estancadas circunstancias, de orden profesional, a las que estaba sometido. Nada cambia, sin embargo, para el futuro inmediato, sólo el hecho de contar con una ventana más que deje pasar otras opciones: tanto da que se concreten, su presencia, su abertura, ilumina el camino.
Para entender algo de lo descrito, más allá de lo íntimo que lleva consigo, sirva como anécdota la sorpresa de compañeros y compañeras cuando les informaba de que su anterior andadura en estas lides académicas tuviese lugar entre los años 1991 y 1993 del pasado siglo. Sólo por eso, por realizar aquello que ya no aparecía en guión alguno de futuro, mereció la pena. Al menos, eso me dice cada mañana cuando lo miro a la cara.

Santos López Giménez 

domingo, 30 de abril de 2017

La disyuntiva y sus testaferros

                Si en algo están acertando, para sus bastardos intereses, todos y cuantos han emprendido la ardua tarea de aniquilar a determinada manera de hacer, y a quienes la practican, para desenmascarar a aquellos que roban del erario público, es en lo de llevar el asunto a la disyuntiva Derecha-Izquierda. Quienes así obran, saben de sobra que ese es su abonado terreno para dar continuidad a una farsa en la que gobierno y oposición siempre ganan (entiéndase por tales a figurantes impostores, adscritos a grupos políticos para quienes la democracia es la escusa que los valida).
                La Historia está ahí, no hay quien la cambie; los elementos que dieron sentido a esa disyuntiva seguirán siendo identificables, incluso, los propios conceptos, recuperarán el lugar socio político que les pertenece. No obstante, vivimos un momento confuso para una mayoría ciudadana, que obnubilada por los mensajes tipo mantra, aquellos que ejercen un poder psicológico sobre las masas, consiguen la cuadratura del círculo, haciendo que éstas, las masas, dirijan sus dardos en la dirección que les indican aquellos para quienes habrían de dirigir toda la rabia y la indignación que semejantes personajes han generado durante años en la población.
                 Sin embargo, es fácil percatarse, los muy cínicos, han hecho acopio de alguna otra palabreja, y la vienen utilizando para introducir en un mismo saco al conjunto de fascismos universales, junto a quienes, en España, iniciaron hace 3 años una bonita aventura para defenestrar a los mangantes que nos han llevado a la mayor crisis económica y de valores ciudadanos de las últimas décadas.
                 Y bueno, henos aquí, soportando envites de toda índole, haciendo como que nos han defraudado, echando culpas al maestro armero, mientras los acomodados cargos, aquellos que arremeten contra el modo de peinarse o vestir, al margen de su procedencia partidista, pero en las filas de los tres grupos que mantienen la infamia de un gobierno corrupto, aúnan fuerzas para que su desvergüenza, su indecencia, su asqueroso proceder en lo social, en lo político, no sufra lo más mínimo respecto de la pillada histórica a la que están abocados, y que más pronto que tarde les dejará en la más absoluta evidencia.

Santos López Giménez

sábado, 25 de marzo de 2017

Breve mosaico biográfico

Muchas veces, vivimos episodios en nuestras vidas, que bien parecieran partes de un mosaico, que destacan sobremanera, y que constituyen el modelo de lo que, en buena medida, viene a proporcionar los equilibrios necesarios para la permanente estabilidad que todos afanamos en nuestro devenir biográfico.

Desde ya, puedo afirmar, sin temor a equivocarme, que han sido diversas, y todas ellas enriquecedoras, las actividades que he desarrollado a lo largo de los años. En esta ocasión, las circunstancias han querido que además de ser una muy gratificante actividad, y aunque en sí misma ya la he desarrollado, sin embargo, hay un matiz que la convierte en el "gran anhelo de mi deambular profesional". A lo cual hemos de añadir un hecho, igualmente circunstancial, que me obligaba a viajar a una muy considerable distancia de casa para el desarrollo de la misma.


Cuando desperté, tras mi primera noche, en la mañana del pasado jueves, 23 de marzo, antes de acudir a la tarea que me trajo por estos maravillosos lugares, nevaba copiosamente. Más tarde, me dijeron que hacía 8 años en los que, en este precioso pueblo extremeño, no lo había hecho.




       Después, cuando el sol se dejó ver, cuando las nubes se abrieron durante un breve espacio de tiempo, desde el ventanal del edificio en el cual desarrollo la actividad para la que me llamaron, pude hacer esta foto.


Santos López Giménez